“originalidad es volver al origen”

Antoni Gaudí

Modernismo: el Eixample

Como el escultor que ve la pieza dentro del bloque de mármol y su trabajo consiste en eliminar lo que sobra para poderla mostrar a los ojos de todos. Ese es criterio que aplicamos en los pisos del Eixample barcelonés en los que hemos participado:  eliminar lo superfluo y potenciar los elementos originales para que la vivienda respire un nuevo aire, modernista y contemporáneo a la vez.

 

El proyecto de Sant Pau fué el punto de partida de las intervenciones en edificios de estilo modernista del estudio. Allí pudimos iniciar nuestro método de trabajo y desarrollar el estilo que intentamos plasmar en nuestros proyectos: tranquilo, cálido, sensible y respetuoso con la arquitectura original. Sant Pau es un edificio patrimonial de gran tamaño con multitud de detalles, pero en el ámbito más doméstico de los pisos del ensanche barcelonés se pueden aplicar los mismos conceptos, ajustando la escala.

 

Podemos repicar los enyesados de paredes para mostrar el ladrillo original, mostrar la bóveda catalana, buscar pavimentos de mosaico hidráulico o nolla  para integrar las lagunas, decapar las ventanas y las puertas o buscar los colores originales para pintarlas de nuevo, mezclar acabados y materiales modernos con muebles antiguos, añadir detalles como pomos o lámparas,  restaurar las cornisas y los techos…

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies